La conjuntivitis, el mal de los ojos rojos | Blog Ochoa

Blog Ochoa

Home / Blog Ochoa / La conjuntivitis, el mal de los ojos rojos

13 junio 2016 0 Comentarios

La conjuntivitis, el mal de los ojos rojos

La conjuntivitis es la infección o inflamación de la conjuntiva del ojo, es decir, de la membrana mucosa y transparente que recubre la parte interior del párpado y la esclerótica o parte blanca del ojo. La inflamación conlleva un enrojecimiento del ojo y episodios de secreción conjuntival. El problema comienza generalmente en uno de los ojos pero, al ser extremadamente contagiosa, es fácil que se extienda al otro ojo si no se toman las precauciones necesarias.

Ya hemos dejado entrever alguno, pero los principales síntomas de la conjuntivitis, por lo general, son el enrojecimiento de los ojos debido al incremento de irrigación sanguínea de la conjuntiva, la sensación de pérdida de visión, sensación de arenilla o cuerpo extraño bajo el párpado, leve fotofobia, lagrimeo, picor y secreción conjuntival (los ojos pueden llegar a pegarse cuando las secreciones se secan formando una costra mientras el paciente duerme).

Dentro de las causas más comunes que la provocan tenemos a virus, bacterias y algunos agentes alérgenos. Pero estos no son los principales culpables, también existen otras causas como los vapores de algunas sustancias químicas, hongos, parásitos (rara vez), ciertas patologías, el uso de lentes de contacto para dormir, cuerpos extraños que penetren en el ojo, la contaminación del aire interior y exterior, gases, humo o polvo.

Aunque el ojo tiene sus mecanismos de defensa naturales, como es el caso de las lágrimas que ayudan a la eliminación de bacterias gracias a que contienen enzimas y anticuerpos, en muchas ocasiones la conjuntivitis viene de la mano de un virus. Contra eso poco puede hacer nuestro ojo por si solo… Estaríamos ante lo que se conoce como “conjuntivitis aguda” u “ojo rojo”.

Vamos a ahondar un poco en las distintas tipologías de conjuntivitis que conocemos.

Como su propia definición indica, la Conjuntivitis Viral es causada por la infección del ojo por parte de un virus. Lo más normal es que este virus venga asociado a infecciones en las vías respiratorias superiores, dolor de garganta o de un resfriado común. Se propaga con facilidad de un ojo a otro y entre personas. No suele ser potente y, entre una y dos semanas, la infección desaparece por si sola y no causa otros efectos a largo plazo.

La Conjuntivitis Bacteriana es la causada por la presencia de bacterias en el ojo. Atención a este dato, porque se trata de la principal causa por la que los niños dejan de ir al colegio o a la guardería. Los casos suelen ser leves y la comparecencia oscila entre un par de días hasta dos o tres semanas. Lo más habitual es que el médico recete antibióticos tópicos para tratar la infección. También es fácil que se produzca un contagio de ojo a ojo.

También tenemos información sobre la Conjuntivitis Alérgica, causada por la reacción del cuerpo a sustancias que producen alergias como el polen de los árboles, los ácaros del polvo, el moho, los pelos y caspa de animales, cosméticos, las lentes de contacto y su líquido para limpiar, etc.

Sus mayores víctimas son las personas que presentan afecciones alérgicas como rinitis alérgica primaveral, asma y eccema. Suele desaparecer una vez se elimina del ambiente el alérgeno o la sustancia irritante. Lo más efectivo para su tratamiento es el uso de medicamentos específicos para tratar la alergia.

Como antes hemos señalado, la conjuntivitis es la enfermedad ocular más común del mundo, aunque no es grave en ninguna de las modalidades que hemos planteado. Pero mucho ojo, porque su carencia de gravedad es compensada por su alto poder de contagio. Así que recuerden, antes de limpiar los fluidos que expulsa el ojo con conjuntivitis, es importantísimo lavarse bien las manos con jabón antiséptico y secarse con toallas de papel desechables. Mire por la salud de sus familiares y allegados… Contra esta patología la prevención es sumamente importante.

Comparte esta noticia

Deja un comentario

Política de Cookies

Esta página web utiliza cookies propias y de terceros, con el fin de mejorar nuestros servicios con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información- aquí.