El hipotiroidismo es un trastorno del tiroides más común en las mujeres

Blog Ochoa

Home / Blog Ochoa / El hipotiroidismo: El trastorno que prefiere a las mujeres

23 octubre 2019 0 Comentarios

El hipotiroidismo: El trastorno que prefiere a las mujeres

Aunque el hipotiroidismo es un trastorno de la glándula tiroides que puede afectar a ambos sexos, el hombre tiene hasta 10 veces menos de probabilidades de sufrirlo. Esta enfermedad no tiene cura, pero una de las claves para controlarla es su detección por lo que es necesario prestar atención a sus primero síntomas.

¿Qué es el hipotiroidismo?

Se puede definir al hipotiroidismo como la baja función tiroidea. Es decir, es un trastorno que afecta a esta glándula y como resultado provoca que se produzcan menos hormonas tiroideas de lo normal (triyodotironina y tiroxina).

Estas hormonas son macromoléculas que llegan a las células a través del torrente sanguíneo y son esenciales para su desarrollo. Son vitales ya que intervienen en todos los procesos metabólicos y funcionales de los tejidos. Por ejemplo, estimulan la fabricación de proteínas y aumentan el oxígeno en las células.

Causas

  • Tiroiditis crónica o enfermedad de Hashimoto

El tiroides se va estropeando progresivamente por la acción de unos auto-anticuerpos (enfermedad autoinmune) que van provocando una destrucción del tejido tiroideo. La inflamación se produce por el ataque del sistema inmunitario o por otras infecciones virales como un simple resfriado, e incluso por un embarazo.

  • Tiroiditis posparto

Este tipo de hipotiroidismo no es crónico y se suele superar pasado un año. Esta tiroiditis no produce síntomas y comienza como hipertiroidismo para luego acabar como hipotiroidismo.

El hipotiroidismo también tiene un componente congénito, por lo que el paciente puede heredarla o adquirirla justo a los pocos meses de edad.

Diagnóstico del hipotiroidismo

Controlar esta enfermedad es algo relativamente sencillo: se realiza un análisis de sangre para ver el nivel de las hormonas que fabrica el tiroides (TSH) y también de la tiroxina. En el momento que las hormonas tiroideas en sangre bajan de su nivel correcto la TSH se eleva intentando estimular más la formación de éstas.

Además, es importante verificar el nivel de colesterol, el hemograma, las enzimas hepáticas, el sodio y la hormona prolactina.

Síntomas

  • Dolor en los músculos y las articulaciones.
  • Falta de deseo sexual.
  • Presión arterial baja y colesterol.
  • Somnolencia y cansancio.
  • Subida de peso.
  • Problemas de fertilidad y menstruación irregular.
  • Estreñimiento.
  • El paciente puede notar que la piel está fría; las uñas y el pelo se debilitan.
  • Hinchazón en manos, pies y cara deformada.

¿Cuáles son los factores de riesgo que incrementan las posibilidades de padecerlo?

  • El hipotiroidismo es más frecuente a partir de los 50 años.
  • Existencia de algún pariente con bocio o problemas endocrinos de otras índoles.
  • Haber recibido radiación en la zona de la cabeza o cuello para tratar un cáncer.
  • Los tratamientos con litio o la amiodarona aumentan las probabilidades de sufrirlo.
  • Las enfermedades autoinmunes relacionadas con las células tiroideas.
  • La dieta pobre o demasiado rica en yodo.
  • La extirpación de parte o toda la glándula tiroides.

Tratamiento para el hipotiroidismo

Dependiendo de la gravedad de cada caso y otros factores como la edad el tratamiento que suele ser administrado para este trastorno del tiroides es la levotiroxina por vía oral. Esta hormona externa es idéntica a la humana y con ella se consiguen normalizar los niveles de TSH y aliviar el estrés sobre el tiroides.

Comparte esta noticia

Deja un comentario