Guía para eliminar el estreñimiento. Consejos para las vacaciones.

Blog Ochoa

Home / Blog Ochoa / ¿Cómo evitar el estreñimiento durante las vacaciones?

09 julio 2020 0 Comentarios

¿Cómo evitar el estreñimiento durante las vacaciones?

Los días de asueto suelen ser propicios para que aparezca el indeseable estreñimiento. Esto es debido principalmente a los cambios en la dieta habitual y un descenso significativo en la actividad física que desembocan en una alteración de la regularidad intestinal. En este artículo os ofrecemos algunos consejos para que las citas con el WC sigan siendo habituales y el hecho de hacer las necesidades lejos de nuestro hogar no suponga un obstáculo. La guía para eliminar el estreñimiento.

  • Dieta rica en fibras

Es muy corriente que durante nuestros días de descanso nos olvidemos de ingerir la cantidad necesaria de frutas y verduras que nos aportan la fibra vegetal necesaria para el buen funcionamiento del tubo digestivo. Si a eso le sumamos que el verano no es la mejor época para consumir legumbres, ya hemos detectado el primer factor que nos provoca estreñimiento. Es aconsejable comer piezas de fruta entera y no zumos, ya que éstas nos ayudarán a mantener el índice glucémico bajo control y a su vez nos proporcionará sensación de saciedad, gracias a su alto contenido en fibra.

  • Convertir a las ensaladas en nuestras compañeras de viaje

Este plato sencillo y refrescante nos hidratará y proveerá de todo tipo de vitaminas, antioxidantes y grandes aportes de fibra vegetal, tan necesarias para la apropiada evacuación de las heces.

  • No pasar largos períodos sin hidratación

Quizá sea el consejo más importante de todos. Es fundamental para una defecación apropiada que tengamos un correcto nivel de hidratación a nivel intestinal y estomacal. En épocas de calor como el verano se puede beber más de lo habitual, ya que las altas temperaturas tenderán a deshidratarnos con mayor facilidad.

  • Reducir la ingesta de bebidas alcohólicas

El alto poder diurético de las bebidas de alta graduación provocarán que nos deshidratemos con facilidad y el bolo alimentario, por tanto, será menor. Es comprensible que durante las vacaciones busquemos diversión y degustar algún que otro mojito en la tumbona, pero si tomamos alguna copa de más es necesario beber mucha agua para contrarrestar sus efectos en el tubo digestivo.

  • Apostar por las harinas integrales en lugar de las refinadas

Lo ideal sería ingerir siempre harinas integrales: tanto el pan como otros platos más elaborados. Se recomienda consumir paella con granos integrales. Es comprensible que no siempre se pueda seguir este consejo, sobre todo si comemos en restaurantes, pero si buscamos que nuestro tránsito intestinal no se resienta demasiado hay que procurar cumplirlo cuando estemos en casa.

  • Comer encurtidos y yogur

Aperitivos como los pepinillos y las aceitunas en conserva, así como el yogur, son excelentes reponedores de la flora intestinal, tan importante para la regulación del intestino. Cuando esta flora se modifica se reduce la capacidad de absorción de nutrientes, se alteran los mecanismos de defensa del tracto digestivo y pueden aparecer bacterias nocivas que nos provoquen diarreas, hinchazón, pesadez o estreñimiento.

  • No olvidar la actividad física

Las vacaciones no pueden ser sinónimo de inactividad total si queremos que nuestro cuerpo siga funcionando a la perfección. Los días de descanso pueden servirnos para desconectar del trabajo y las obligaciones diarias del resto del año, pero el cuerpo necesita seguir realizando ejercicio para mantenerse sano.

Salir a pasear o correr, jugar un partido de pádel o de fútbol, son actividades extremadamente divertidas que pueden realizarse en las horas de menos sol y que ayudarán a la movilidad de nuestros intestinos para que el bolo fecal siga su curso hasta su evacuación.

  • ¡Fuera cigarrillos!

El tabaquismo es la causa de la inmensa mayoría de las enfermedades que padece el ser humano. Además de ser motivo de estrés, y por consiguiente del estreñimiento, el tabaco está íntimamente relacionado con el cáncer y las patologías cardiovasculares. Quizá el verano sea una buena época para tirarlos a la basura y disfrutar de la vida sana lejos de los agobios del día a día.

  • ¡Cuidado con ciertos medicamentos!

Está médicamente demostrada la incidencia de los antidepresivos y los hipertensivos, los suplementos de hierro y calcio, con una mayor probabilidad de sufrir estreñimiento. Los antiinflamatorios y antiácidos también tienen relación directa con esta molestia digestiva.

 

Comparte esta noticia

Deja un comentario